Locales

 

El Secretario de Energía de la Provincia, Carlos Fernández, aseveró que la obra en construcción de la línea de alto voltaje beneficiará a los ocho departamentos de Los Llanos durante los próximos 40 años, permitirá inversiones en la región, el desarrollo de polos productivos en el sector agrícola-ganadero, además de reemplazar un sistema eléctrico obsoleto y colapsado por otro sólidEn recientes declaraciones  televisivas,  el secretario Fernández dio precisiones sobre la obra de 132 KV, que en su primer tramo Chamical-Chepes tiene una extensión de 135 km. y un costo para el total de la obra de 40 millones de dólares.

Al referenciar sobre esta obra – que nació en el año 2017 por iniciativa de los intendentes de los llanos y luego de más de 15 reuniones que terminaron en el 1° Encuentro de Intendentes de los 8 departamentos llanista, realizado en Catuna, arrojando como fruto el pedido de la obra al gobierno provincial.

El secretario de Energía dijo que fue uno de los ejes de campaña y uno de los pedidos expresos que hizo el actual gobernador Ricardo Quintela, quien al momento de asumir sus funciones, hizo mención a la obra y luego la transformó en compromiso en su discurso ante la Cámara de Diputados en oportunidad de la apertura de sesiones ordinarias, el 1° de marzo pasado. Es una obra que el Gobernador tiene como eje de su gestión para poder desarrollar la provincia de una manera más federal, con igualdad de oportunidades.

Fue tan importante y trascendente como constante el accionar de los intendentes de los llanos a favor de hacer ver la luz a esta obra, que también tuvo consecuencias políticas de relevancia en la provincia, al producir la ruptura de la relación entre el entonces gobernador Sergio Casas y Beder Herrera.  Para ello fue fundamental el apoyo de los ocho departamentos al gobernador Casas, y el compromiso de éste a elaborar un proyecto de línea energética de alto voltaje, tal como lo pedían los intendentes de los departamentos de los llanos.

En aquel 2017 se elabora el proyecto y se da inicio ahí mismo a los trabajos con fondos del gobierno provincial; se comienza a ejecutar la primera etapa con el desmonte por la traza de la línea y el camino que permite el acceso a la obra -llamada comúnmente “picada”- y el inicio de construirse las bases.

PARALIZACIÓN Y NUEVO ARRANQUE DE LA OBRA

Recuerda Fernández que la obra estaba paralizada desde hace dos años y el gobernador Quintela pidió que se la retomara. La decisión política es lo más importante y creo –subrayó el funcionario-, que el gobernador tuvo una decisión política de un estadista, porque trascenderá por generaciones, trascenderá a la obra y al mandato.

Esta importancia de la obra que fue ideada por los intendentes, fue advertida ya en sus inicios por funcionarios, diputados e incluso candidatos del oficialismo y oposición local que se adjudicaron autoría o financiamiento nacional.

Y desde el momento de la decisión gubernamental, la secretaría de Energía y la empresa EDELaR comenzaron con los trabajos, están comprados todos los materiales, se están armando los campamentos, lo que indica que la obra se retomó, y se hace con financiamiento provincial y de EDELaR.

La obra –dio a conocer Fernández-, se construirá en dos etapas. La primera está en ejecución y vincula Chamical con Olpas (unos 60 km de un total de 135) y la segunda une Olpas con Chepes.

EL IMPACTO A FUTURO

El secretario Fernández también se refirió a cómo impactará la obra en un futuro próximo en la región, y al respecto destacó que no sólo habrá un mejor servicio eléctrico, desplazando a uno obsoleto y colapsado desde hace unos 10 años y que data del año 1975, sino que ahora sí se podrán desarrollar polos de producción, especialmente en el sector agrícola y ganadero; también emprendimientos industriales e inversiones de importancia que permitirá a la gente quedarse en sus lugares de origen con nuevas oportunidades.o, estable, confiable, con perspectiva de futuro y mirada federal.

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios