Internacionales

 


La convocatoria, según explicó, es en preparación del Sínodo de Obispos que tendrá lugar en el Vaticano en octubre de 2018 sobre justamente el tema de los jóvenes
El Papa anunció hoy, al término de la audiencia general de los miércoles, que del 19 al 24 de marzo próximo convocará a jóvenes de todo el mundo, "tanto católicos, como de otras confesiones cristianas y de otras religiones o no creyentes", para una reunión pre-sinodal, en vista del Sínodo de Obispos que tendrá justamente como tema los jóvenes, en octubre de 2018.
"Esta iniciativa se inserta en el camino de preparación de la próxima Asamblea General del Sínodo de Obispos que tendrá como tema los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional", explicó Francisco. "Con este camino la Iglesia quiere ponerse a la escucha de la voz, de la sensibilidad, de la fe y también de las dudas y de las críticas de los jóvenes. Por eso, las conclusiones de la reunión serán transmitidas a los padres sinodales", agregó.

Antes, en la catequesis, Francisco habló de los "Misioneros de esperanza hoy". "El cristiano no es un profeta de desventura", dijo, al recordar que "la esencia de su anuncio es lo contrario". Destacó asimismo que "Jesús no quiere discípulos capaces sólo de repetir fórmulas aprendidas de memoria, sino testigos, personas que propaguen esperanza con su modo de recibir, sonreír y amar". "Sobre todo de amar: porque la fuerza de la resurrección hace a los cristianos capaces de amar también cuando el amor parece haber perdido sus razones", dijo, hablando ante miles de fieles en la Plaza San Pedro.
Destacó, finalmente, que el verdadero cristiano "no es quejoso o enojado" sino que está convencido "por la fuerza de la resurrección, que ningún mal es infinito, ninguna noche es sin fin, ningún hombre está definitivamente equivocado, ningún odio es invencible por el amor".

 

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios
Añadir comentarios